Cómo cuidar helechos

Los helechos crecen en áreas húmedas y sombrías al aire libre, pero este exuberante follaje verde también puede crecer bien en una maceta colgante ya sea en interiores como al aire libre.

Cómo cuidar helechos

La menor cantidad de suelo y el espacio limitado significa un helecho que crece en un recipiente se seca más rápido que los plantados directamente en el suelo. El riego regular y sin exceso de agua es necesario para mantener los helechos verdes y llenos de vida. Los helechos también necesitan luz solar y fertilizante para prosperar en una maceta.

Los helechos necesitan una maceta colgante con agujeros para el drenaje que tenga mucho espacio disponible para las raíces. El sistema radicular no debe llenar completamente la maceta o el helecho estará superpoblado. Utiliza una mezcla de tierra orgánica que contenga turba de musgo.

Cuelga el helecho en un área brillante donde reciba luz indirecta. La fuerza de la luz directa del sol puede dañar las frondas de los helechos. Estas plantas deben estar en zonas que estén entre 15 y 21 grados C siempre y cuando sea posible. Elige una zona húmeda si se puede, como por ejemplo un cuarto de baño, si quieres tener la maceta en el interior de tu hogar.

Riega las plantas lo suficiente para mantenerlas húmedas, sin que quede agua estancada. Evita que la tierra se seque por completo. Para probar la humedad del suelo, toca el suelo para ver si lo notas seco. Presiona con tu dedo el suelo, introduciéndolo unos 3 cm para ver si está seco por debajo. Los requisitos específicos de riego varían ligeramente entre los distintos tipos de helechos, así que sigue las sugerencias para la variedad que tienes. Algunos helechos como el culantrillo debe tener un suelo húmedo todo el tiempo, pero otros, como el helecho de Boston no necesitan ser regado hasta que la superficie de la tierra está seca.

También puedes colocar un humidificador cerca del helecho para crear un mejor ambiente de crecimiento. Otra forma de aumentar la humedad es colocar una fina capa de gravilla en el fondo del recipiente colgante exterior. Puedes plantar el helecho en el interior de un recipiente un poco más pequeño y colocarlo encima de gravilla. Después debes agregar suficiente agua a la maceta exterior para mantener la grava húmeda por lo que aumentará la humedad cercana a la planta.

Fertiliza el helecho en maceta una vez al mes después de regar bien la planta. Usa un fertilizante líquido hecho para las plantas de interior. Fertiliza el helecho ligeramente con la mitad de la dosis recomendada en las instrucciones de fertilizantes para las plantas de interior, ya que los helechos con demasiado fertilizante pueden quemarse.

Cómo cuidar helechos en macetas

Puedes transplantar el helecho a una maceta colgante más grande durante los meses de primavera, siempre y cuando veas que ha crecido demasiado para la maceta actual.

Cosas que necesitarás

  • Botella del aerosol.
  • Humidificador.
  • Gravilla.
  • Macetas de diferente tamaño.
  • Fertilizante líquido plantas de interior.
  • Tierra.

Consejos

Coloca el helecho en una zona con poca actividad, ya que si los pones en una zona de paso en las que debes rozar las hojas al pasar, éstas pueden dañarse. Son sensibles al roce continuo.