Cómo cuidar hortensias

Su nombre científico es Hydrangea. La hortensia es una planta tipo arbusto. Para prosperar necesita estar una parte del día al sol y otra a la sombra. No son muy exigentes con el suelo. El pH del suelo ideal para ellas es ácido
, ligeramente ácido a neutro,
 neutro o neutro ligeramente alcalino, así que tienes muchas opciones.

Cómo cuidar hortensias

Las flores de esta maravillosa planta pueden ser de color rojo, rosado, azul, púrpura o blanco. El periodo de floración es en verano y otoño. Con inmensas flores ondulantes, las hortensias hacen alarde de un encanto tradicional que es difícil de resistir. Los colores también engañan con los azules claros, rosas vibrantes, blancas como la nieve y lavanda, a veces puedes encontrar todos los colores en una misma planta.

Los colores de algunas flores macrophylla H. se ven afectados por la disponibilidad relativa de iones de aluminio en el suelo. Los suelos ácidos con un pH de menos de 5,5 producen flores de color azul; las plantas en suelos con un pH superior a 5,5 dan flores rosadas. Las flores blancas no se ven afectadas por el pH.

Sin rival en el mundo del arbusto, estas damas elegantes son fáciles de cultivar, toleran casi cualquier suelo y producen flores a mediados del verano hasta el otoño (cuando ya se ven pocas flores). Las hortensias son excelentes para una amplia gama de zonas del jardín y para ser plantadas en macetas. Si quieres más información sobre la plantación, puedes leer el siguiente artículo: Cómo plantar hortensias.

Siembra

  • La mayoría de las hortensias prosperan en suelos ricos, porosos y algo húmedos. Añade compost para enriquecer los suelos pobres.
  • Prefieren pleno sol por la mañana, con un poco de sombra por la tarde; Sin embargo, muchas pueden crecer y florecer con sombra parcial. Esto es especialmente cierto para las hortensias Bigleaf.
  • Se deben plantar en primavera u otoño.
  • Para ello, debes cavar un hoyo tan profundo como el cepellón y 2 o 3 veces más ancho.
  • Establece la planta en el hoyo y llénalo con tierra hasta la mitad. Riega. Después que el agua que le has echado se drene, llena el resto del agujero con tierra.
  • Riega a fondo.
  • Deja espacio entre las hortensias, aproximadamente de 90 cm a 3 metros de distancia en todas las direcciones.

Cuidado

Para el primer o segundo año después de la siembra y durante cualquier sequía, asegúrate de que tus hortensias estén bien regadas. Las hojas se marchitarán si el suelo está demasiado seco.

Poda

Puedes podar inmediatamente después de la floración. En primavera sólo debes eliminar los tallos muertos. Cada tipo de hortensia tiene unas necesidades de poda, a continuación te las desvelamos:

  • La hortensia de hoja ancha común debe ser podada DESPUÉS de que sus flores se marchiten, es decir, a finales de primavera o principios de verano. Si la podas antes de la floración, puede que no tenga flores en la primavera siguiente.
  • Las hortensias Hoja de Roble y Panoja, deben ser podadas antes de la floración, cuando la planta está inactiva, es decir, a finales del invierno o principios de primavera.
Cuidados básicos de las hortensias

En otoño, cubre las plantas a una profundidad de al menos 46 cm con un mantillo de corteza, hojas, hojas de pino o paja. Si es posible, cubre la totalidad de la planta, con tela metálica y llena holgadamente las jaulas con hojas. No utilices hojas de arce.

Plagas

Las plagas más comunes son:

  • Moho gris.
  • Babosas.
  • Oídio.
  • Herrumbre.
  • Virus de la mancha anular.
  • Manchas foliares.

Cosecha y almacenamiento

Trata de secar las flores de hortensia para crear coronas de flores u otros adornos para la casa:

  • Recoge las cabezas de flores cuando éstas han madurado y han desarrollado una consistencia parecida al papel.
  • Quita las hojas de los tallos y cuélgalas boca abajo en un lugar seco, bien ventilado, con calidez y oscuridad.
  • Cuando esté completamente seca (por lo general un par de semanas), guárdala en un lugar seco alejado de la luz solar directa.
  • Para realzar el color de la flor, rocía las flores secas con un tinte diluído.

Variedades recomendadas

Hay dos grupos principales de hortensias.

Grupo 1: Las plantas que florecen en nuevo crecimiento (nuevos tallos).

Estas hortensias, que forman sus brotes a principios de verano en el nuevo crecimiento, florecerán cada año y no requieren cuidados especiales.

  • Hortensias panícula (H. paniculata) son resistentes y cuentan con grasas. Las cabezas de las flores tienen forma de cono. Son una buena opción para un principiante.
  • Hortensias Smooth (H. arborescens) o "bolas de nieve" son excelentes para los climas fríos, la fiabilidad de floración es alta. Las flores parecen de gran tamaño y son blancas.

Grupo 2: Plantas que florecen en el crecimiento de edad (en los tallos del año pasado).

Si vives en una zona más cálida, puedes elegir las plantas de este grupo.

  • Hortensias Oakleaf (H. quercifolia). Exhiben una increíble rusticidad en el brote y prosperan en zonas cálidas. Esta planta graciosa es conocida por sus espectaculares colores de otoño, que van del rojo al burdeos violáceo. Las cabezas de las flores se vuelven un marrones intensas y duran todo el invierno. Las variedades más populares son: Snow Queen, Snow Flake y Alice.
  • Hortensias Bigleaf (H. macrophylla). Son las especies más comunes y se presentan en dos formas de la flor: mopheads que son resistentes al calor y tienen flores grandes, en forma de bola y las lacecaps que son adecuadas para más tipos de ambientes y forman cúmulos elegantes y aireacos de flores con cimas aplanadas. Nos encantan las hortensias All Summer Beauty que tiene flores de color azul oscuro profuso. La Nikko Blue es una planta vigorosa, con grandes flores azules redondeadas. La Blue Wave produce ricas flores de color azul, malva o lila.
  • Las hortensias trepadoras son simplemente magníficas con largos troncos. Esta planta saca flores desde finales de junio a principios de julio, exhibiendo flores planas de color blanco crema con unas hojas brillantes.

Ingenio y sabiduría

Es posible cambiar los colores de las flores, pero no inmediatamente. La corrección de color puede durar semanas, incluso meses. Es más fácil cambiar las flores azules a rosas que las flores de color rosa a azul. Espera hasta que la planta tenga al menos 2 años para darle tiempo para recuperarse del shock de su plantación inicial.

Para obtener flores de color azul, tienes que bajar el pH, lo que se puede hacer mediante la adición de azufre o turba al suelo. Para cambiar las flores de color rosa a un color rojo claro, debes añadir caliza molida sólo alrededor de la planta, ya que un pH por encima de 7,5 se traducirá en un crecimiento pobre.